Biarritz la extravagante

Situada a menos de 10 km del camping Erreka, el pequeño pueblo de pescadores que era Biarritz se transformó en el siglo XIX en una verdadera estación balnearia bajo el impulso de Napoleón III y la emperatriz Eugenia.

 

Hoy en día, convertida en una de las principales ciudades de la Costa Vasca, Biarritz no ha perdido autenticidad. Basta con descubrir la Roca de la Virgen o el faro de Biarritz, verdadero emblema de la ciudad de Biarrote, para darse cuenta. El centro de Biarritz rebosa de un magnífico patrimonio: descubra la villa de Eugenia, la Capilla Imperial o el hotel-palacio.

 

No se vaya sin visitar la iglesia ortodoxa con su cúpula azul, ni el casino de estilo «art déco» que descansa a la orilla de la gran playa.

 

Biarritz, con un plan cultural muy activo, cuenta con numerosos museos como el consagrado al mar, el museo de arte oriental y sobre todo, el museo histórico de la ciudad.

 

 

Pero Biarritz no sería Biarritz sin sus playas y su principal deporte: el surf. Un verdadero deporte que se ha hecho mundial desde los años 50, las 6 playas de Biarritz ofrecen, tanto a los expertos como a los neófitos, las condiciones perfectas para practicarlo.

 

Naturaleza, cultura, océano y deporte: las palabras clave de la ciudad de Biarritz.